Misterios Dolorosos – La coronación de espinas

Anunciamos el tercer Misterio

La coronación de espinas

«Entonces los soldados del procurador llevaron consigo a Jesús al pretorio

y reunieron alrededor de él a toda la cohorte.

Lo desnudaron y le echaron encima un manto de púrpura y,

trenzando una corona de espinas,

se la pusieron sobre la cabeza,

y en su mano derecha una caña,

y doblando la rodilla delante de él, le hacían burla diciendo:

«Salve, Rey de los judío»». (Mt 27, 27-29)

«El amor hasta el extremo es el que confiere su valor de redención y de reparación,

de expiación y de satisfacción al sacrificio de Cristo.

Nos ha conocido y amado a todos en la ofrenda de su vida» (CIC, 616).

Ahora realizamos una breve pausa para la reflexión sobre el Misterio.

Proseguimos con un Padre Nuestro

Padre Nuestro

https://santo-rosario.info/wp-content/uploads/2019/04/padre-nuestro.mp3?_=1

Padre nuestro, que estás en el cielo, santificado sea tu Nombre;

venga a nosotros tu reino;

hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día;

perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;

no nos dejes caer en la tentación y líbranos del mal.

Amén.

Progreso 47% – 29/62

Continuar ->

<- Anterior

Ir al Comienzo del Rosario


¡Comparte!


¿Quién ha escrito este contenido?