Misterios Gozosos (lunes y sábado)

Los Misterios Gozosos del Santo Rosario, son cinco:

1º-La Asunción a la Virgen María y la Encarnación del Hijo de Dios.

2º- La visita de María a su prima Isabel.

3ª- El nacimiento del Hijo de Dios en Belén.

4ª. La presentación del niño Jesús en el templo.

5ª-Jesus perdido y hallado en el templo.

Primer misterio Gozoso

La Asunción a la Virgen María y la Encarnación del Hijo de Dios

El Ángel Gabriel se le presenta a María cumpliendo una misión encomendada por Dios, y es cuando le dice a María que iba a ser la madre de Jesús, Gabriel le dice que debe llenarse de gozo, de alegría y felicidad pues era la elegida por Dios de la divina maternidad, María, una mujer joven, sencilla, humilde, pero con una gran fe en Dios. Al escuchar al ángel Gabriel se siente turbada y bendecida, confundida a la vez porque no entendía siendo ella virgen, no había tenido relaciones sexuales como era eso, no lo acababa de entender.

El ángel le responde, el Espirito Santo desenreda sobre ella y el poder del altísimo te cubrirá con tu sombra, le pondrá por nombre Jesús, el cual llegara a ser el hombre más importante de todos los tiempos, María entiende que a partir de ese momento su vida va a cambiar y exclama diciendo “he aquí la esclava del Señor, hágase en mi según su palabra”, (Lc 1,26-28-31-38).

Para nosotros los cristianos y católicos este acto representa la demostración más grande que ha hecho Dios para la salvación de los hombres a través de su hijo Jesús, y María por su fe en Dios acepto lo que el Señor le pedía, ser la madre de una persona divina, ya en conocimiento pleno, María habla con José y como hombre de fe acepta su estado de gestación, María se entrega de cuerpo y alma a cuidar su gravidez, ella con su humildad cuida y protege su vientre, si tomamos en cuenta , María fue extremadamente obediente a los mensajes de Dios, con su ejemplo nos transmite humildad y fe.

(en este momento se toma una pausa que nos puede servir para meditar)

Se reza un Padre Nuestro.

Diez Aves marías.

Un Gloria.

Una oración breve: Ofrecemos este misterio por los enfermos del mundo, concédele Señor fortaleza en su alma y su cuerpo, nunca pierdan la fe Dios está con nosotros.

Amen.

Segundo Misterio Gozoso.

La visita de María a su prima Isabel.

En el momento que el ángel Gabriel se le presenta a María, él le dice, si tienes alguna duda de su palabra vaya y visite a su prima Isabel, una señora mayor, que nunca pudo tener hijos, era estéril por lo tanto no podía quedar embarazada y sin embargo por obra y gracia del espíritu Santo estaba en espera de su primogénito hijo, ya estaba en su sexto mes de gravidez

María, siente y le urge ver a su prima Isabel, empieza hacer los preparativos para el viaje, ya que se requería varios días de camino, fue un viaje largo y llega a Judá, Isabel vivía en una de esas montañas hasta allá llego María para ella era muy importante visitar a su prima Isabel quien era la esposa de Zacarías, un sacerdote judío

María entendió que Isabel requería la ayuda de alguien y ella decidió quedarse para ayudarla en todos los oficios del hogar, para que Isabel reposara, descansara, y tuviera más tiempo para dedicárselo a ella y al niño que llevaba en sus estañas, cuando dio a luz Isabel tubo un niño al cual le pusieron por nombre Juan Bautista.

Es muy importante acotar que cuando María entra a la casa de Isabel, esta se sorprende, se sobresalta porque él bebe que lleva en sus entrañas se movió en su vientre, ella lo sintió que daba pequeñas pataditas al vientre, a Isabel le dice; María “Bendita tu eres entre todas las mujeres y bendito sea el fruto de tu vientre”.

En este orden de ideas, María nos enseña que debemos ayudar al prójimo, ver más las necesidades de otras personas para ayudarla a salir adelante, sin ningún tipo de interés a cambio, debemos ser serviciales y cordiales con el prójimo, es por eso que le pedimos a la santísima Virgen María que venga a nuestro encuentro, que entre en nuestro hogar, en el trabajo para quedar lleno de amor, humildad y fe en Dios.

(en este momento se toma una pausa que nos puede servir para meditar)

Se reza un padre nuestro.

Diez avemarías.

Un Gloria.

Ofrecemos este misterio por todos los niños del mundo. Virgen María, Madre Celestial dales luz, que brillen los caminos, que no pasen tantas penurias, dales amor, que consigan paz a sus cuerpos y a sus almas.

Amen.

Tercer Misterio Gozoso

El Nacimiento de Jesús

Para esa época salió un decreto firmado por el Emperador, para que, todas las personas se inscribieran en su ciudad de origen, especie de un censo, José salió de Nazaret ciudad de Galilea y se dirigió a Belén de Judea para cumplir con el decreto, José andaba con María su esposa que estaba en los días de dar a luz y llego la fecha del parto y dio a luz su hijo primogénito, no tenían a donde dormir abrazo a su hijo le puso unos pañales y lo acostó en un pesebre, estaban en la intemperie no tenían un sitio a donde ir.

Jesús nació en la humildad y en la más pura sencillez como era el establo donde dormían los animales en las noches. En los alrededores unos pastores que dormían al aire libre cuidaban un rebaño de ovejas y hubo una aparición, una luz muy fuerte los envolvió, ellos temerosos y con mucho miedo, vieron al ángel del Señor y les dijo: palabras más palabras menos que no tuvieran miedo, el venía a avisar que había nacido en la Ciudad de David, el Salvador del mundo pecador, los pastores al escuchar hablar al ángel de inmediato salieron al encuentro, fueron a toda prisa y encontraron a María, a José y al niño acostado en el pesebre. Los pastores contaron su experiencia lo que les había sucedido todos alegres y maravillados por lo que estaban pasando.

Este pasaje es muy hermoso, nos enseña que debemos ser humildes y sencillos, Dios escogió a María para que tuviera su hijo Jesús por sus cualidades como persona, por su fe a Dios, por ser ejemplo de honestidad, porque intercede ante Dios por nosotros los pecadores, nos despierta sentimientos bellos en nuestros corazones, como son: humildad, sencillez, felicidad, alegría, fraternidad, paz y amor.

(En este momento se toma una pausa que nos puede servir para meditar)

Un Padre Nuestro.

Diez Aves Marías.

Un Gloria.

Una oración breve: OH Jesús, apiadare de nosotros los pecadores, líbranos de las llamas del infierno, llena nuestros corazones de amor, ayuda a los necesitados, fortalezca nuestras almas.

Amen.

Cuarto Misterio Gozoso.

La presentación del niño Jesús en el templo.

Como era la norma, pasado cuarenta días del nacimiento de Jesús, y cumpliendo los días de la purificación, según lo establecido en la Ley, llevaron al niño Jesús al templo en Jerusalén, para presentarlo ante el Señor, según la tradición se ofrendaba un cordero, y aquellas personas que no podían ofrendaban tórtolas o pichones de paloma.

Un hecho importante sucedió en el templo con un anciano Simeón, el Espirito Santo le había revelado que no se iba a morir sin antes conocer al mesías. El niño paso sin ser notado por los presentes, pera Simeón si lo reconoció como el Mesías e hizo alabanza y lo proclama al niño gloria de Israel y Luz y Salvación de toda la humanidad, y a María de manera profética le dice del inmenso dolor en su alma que va a sufrir y va a ser producto al sacrificio de Jesús por nosotros, esta profecía se cumplió.

(En este momento se toma una pausa que nos puede servir para meditar)

Un Padre Nuestro.

Diez Aves Marías.

Un Gloria.

Una oración breve: Oh- Padre, perdona a este humilde siervo de los errores cometidos, purifica mi alma y mi cuerpo Señor ten piedad y misericordia.

Amen.

Quinto Misterio Gozoso

Jesús perdido y hallado en el templo

Como era costumbre de la familia todos los años, José, María, y Jesús iban a Jerusalén a la fiesta de la pascua, Jesús apenas contaba con 12 años, para llegar a Jerusalén que era el sitio de la fiesta tardaron casi cinco días caminando en una muy alegre caravana , sin embargo Jesús no se regresó con sus padres como era la costumbre, él se quedó en el templo y al cabo de tres días es que se dan cuenta que el niño no estaba en la caravana, ya que los niños iban adelante y los adultos aparte. Muy asustados y agitados lo buscan por todas partes, al tercer día es que lo consiguen en el templo sentado con los maestros hablándoles y escuchándolos, María lo reprendió, diciéndole porque no se había regresado con ellos y él le dijo “yo debo estar en la casa de mi padre” y luego regreso con María y José.

(En este momento se toma una pausa que nos puede servir para meditar)

Un Padre Nuestro.

Diez Aves Marías.

Un Gloria.

Una oración breve: Jesús misericordioso dame fortaleza para no perder la fe, ni la confianza para estar siempre contigo, perdona mis pecados.

Amén.